HOME

LO QUE DEBES SABER

EJERCICIOS
DE RENDIMIENTO

PREGUNTAS Y
RESPUESTAS

CONTACTO

Lo que debes saber

La disfunción eréctil se define como la incapacidad recurrente para obtener y/o mantener una erección que permita consumar una relación sexual satisfactoria.

Esta es una enfermedad mucho más común de lo que crees, afecta a más de 100 millones de hombres en todo el mundo. En Chile 1 de cada 2 hombres mayor de 40 años padece de esta patología.
La prevalencia de su aparición aumenta de gran manera a causa del envejecimiento, aunque ésta no es la única razón, también por causas físicas y/o psicológicas, afectando incluso a hombres jóvenes.

¿QUÉ ES LA SALUD SEXUAL?

La salud sexual comprende el estado de bienestar físico, emocional y sexual. Esta requiere de una actitud positiva y un acercamiento respetuoso a la sexualidad y a las relaciones de pareja. También se entiende como salud sexual la posibilidad de tener experiencias sexuales placenteras, libres de coerción, discriminación y violencia.

LA PAREJA EL PRIMER APOYO

Abordar el tema de la disfunción eréctil es sumamente complejo, sobre todo para la
persona afectada. Por esto, el rol de la pareja en este punto es muy importante. Ambos deben apoyarse, deben conversarlo con mucha calma y acudir al profesional que sea necesario. Recordemos que, si no abordamos bien esta enfermedad, nos puede traer problemas aún más grandes en la relación de pareja.

PREÁMBULOS SEXUALES

Para tener una vida sexualmente sana, es muy importante tener en cuenta que los preámbulos sexuales son vitales para la relación. Para eso, debemos tener en consideración algunos datos para mejorar nuestra vida sexual.

La relación sexual no solo comprende la penetración. Es muy importante que antes del coito juguemos con masajes, palabras, besos y fantasías. También debemos tener en cuenta que la rutina muchas veces afecta, es por eso, debemos ser más atrevidos y decidirnos a probar nuevas emociones y experiencias.

CONSEJOS PARA MEJORAR TU CALIDAD DE VIDA

La salud sexual comprende el estado de bienestar físico, emocional y sexual. Esta requiere de una actitud positiva y un acercamiento respetuoso a la sexualidad y a las relaciones de pareja. También se entiende como salud sexual la posibilidad de tener experiencias sexuales placenteras, libres de coerción, discriminación y violencia.

La disfunción eréctil
y sus riesgos

Está ampliamente demostrado que la mala salud está asociada con bajos niveles de interés o deseo sexual y con diversas disfunciones sexuales. Sin embargo, independiente de la salud, ten en cuenta los siguientes factores.

DIABETES MELLITUS

Los hombres con Diabetes Mellitus incluso pueden llegar a tener hasta un 90% de riesgo de padecer una disfunción sexual, manifestándose 10 a 15 años antes que en hombres sin diabetes. La disfunción eréctil en hombres con diabetes es más grave, asociado a una peor calidad de vida.

ENFERMEDADES
CARDIOVASCULARES
E HIPERTENSIÓN

Existe una amplia evidencia epidemiológica que demuestra una asociación entre la disfunción eréctil y otros trastornos vasculares, tales como accidente cerebrovascular, infarto de miocardio, enfermedad de la arteria coronaria, hipertensión, dislipidemia, nivelesbajos en suero de lipoproteínas de alta densidad, arteriosclerosis y enfermedad vascular periférica.

OBESIDAD

Muchos estudios han demostrado claramente una asociación directa entre la obesidad y el desarrollo subsecuente de disfunción sexual.

LA EDAD

La prevalencia de la disfunción eréctil aumentaría con la edad. Se ha sugerido al envejecimiento fisiológico como un importante factor de riesgo en la disfunción sexual en los hombres.

Fumar u otro uso
del tabaco

Insuficiencia renal, enfermedades
del trabo urinario y disfunción sexual

Se identifica al tabaquismo como un factor de riesgo independiente de disfunción eréctil.

El análisis de basó en 50.360 participantes y 12.218 casos con disfunción eréctil.

La insuficiencia renal crónica con o sin diálisis, es un factor de riesgo de disfunción eréctil, llegando incluso a cifras superiores al 50%.
Reportan que si se afectúa un transplante renal disminuye la disfunción eréctil en los insuficientes renales.

Factores endocrinos
u hormonales

Factores psicológicos
y psiquiátricos

El hipogonadismo adquirido o andropausia, esun problema cada vez más frecuente. Los estudios confirmarían la disminución significativa con la edad del deseo, la excitación sexual, las erecciones y por consecuencia la frecuencia de las relaciones sexuales. Esto estaría en algunos casos en relación directa con la testosterona biodisponible

Los trastornos del estado de ánimo o de ansiedad afectan la función sexual. Por ejemplo, los problemas emocionales como la depresión, la ansiedad o el estrés, fueron los factores predictores de bajo deseo y trastorno de la excitación. Los medicamentos antidepresivos y los psicotrópicos causan cambios negativos en la función sexual.

Fumar u otro uso
del tabaco

Se identifica al tabaquismo como un factor de riesgo independiente de disfunción eréctil.

El análisis de basó en 50.360 participantes y 12.218 casos con disfunción eréctil.

Insuficiencia renal, enfermedades
del trabo urinario y disfunción sexual

La insuficiencia renal crónica con o sin diálisis, es un factor de riesgo de disfunción eréctil, llegando incluso a cifras superiores al 50%.
Reportan que si se afectúa un transplante renal disminuye la disfunción eréctil en los insuficientes renales.

Factores endocrinos
u hormonales

El hipogonadismo adquirido o andropausia, esun problema cada vez más frecuente. Los estudios confirmarían la disminución significativa con la edad del deseo, la excitación sexual, las erecciones y por consecuencia la frecuencia de las relaciones sexuales. Esto estaría en algunos casos en relación directa con la testosterona biodisponible

Factores psicológicos
y psiquiátricos

Los trastornos del estado de ánimo o de ansiedad afectan la función sexual. Por ejemplo, los problemas emocionales como la depresión, la ansiedad o el estrés, fueron los factores predictores de bajo deseo y trastorno de la excitación. Los medicamentos antidepresivos y los psicotrópicos causan cambios negativos en la función sexual.